Tag Archive | Desempleo Tecnológico

No se necesitan humanos

Una revisión comprensiva de las tendencias en empleo y automatización durante los últimos años, los alcances de la tecnología actual y la contextualización de la cultura actual y su incapacidad de asimilar la realidad del desempleo tecnológico. La pregunta permanece: ¿qué haces en un futuro donde para la mayoría de empleos no se necesitan humanos?

Este video fue realizado originalmente por CGP Grey.

3 soluciones para seguir a flote cuando los robots vengan por tu trabajo

Artículo original por Colin Lewis

Dentro de dos importantes discursos y documentos elaborados por los principales economistas, 3 soluciones se perfilan para atajar la amenaza de ser desplazados como consecuencia de los avances en la robótica y la automatización.

Larry Summers, escribió recientemente: “De cara al futuro, mi impresión es que la historia principal que conecta a la acumulación del capital y la desigualdad no será el cuento de Piketty de amasar fortunas. Serán las consecuencias devastadoras de robots, la impresión 3D, la inteligencia artificial, y similares sobre aquellos que realizan tareas rutinarias. Ya hay más hombres estadounidenses en los seguros de invalidez que realizando trabajo de producción en el sector manufacturero. Y las tendencias están todas en la dirección equivocada, particularmente para los menos calificados, conforme la capacidad del capital posiciona a la inteligencia artificial como reemplazo de los trabajadores de cuello blanco, asimismo el desplazamiento a los trabajos de cuello azul aumentará rápidamente en los próximos años”.

Uno de los colegas de Larry Summers en Harvard, el profesor Richard Freeman, un importante economista laboral quien también dirige la Oficina Nacional de Investigación Económica, presentó un documento a principios de mayo con el título: Quién es dueño de los robots gobierna el mundo.

Soluciones:

  1. Buscar oportunidades donde el capital también proporcionará un ingreso. Considerando el hecho de que los directores generales y los ejecutivos reciben una gran parte de pago en la equidad, Freeman ofrece la siguiente solución: “Sólo hay una solución al desafío planteado por la informatización de habilidad a través de las máquinas. Eso que usted, yo, todos nosotros tengamos una participación sustancial de las acciones de las máquinas robot que compiten con nosotros por nuestros puestos de trabajo y seamos el vehículo para la participación del capital en la producción. Debemos ganar una parte sustancial de nuestros ingresos de la propiedad del capital en lugar de a partir de trabajo”.
  2. En una conferencia reciente sobre inteligencia artificial/robótica y empleo, ejecutivos de IBM propusieron que la gente necesita desarrollar habilidades en forma de T – “Las ocupaciones que van a ver un aumento en la demanda son aquellas denominadas en forma de T (que requiere tanto profundidad como amplitud) con amplia experiencia y habilidades de comunicación complejas”.
  3. Empleos Social, para mejorar la humanidad – El llamado sector sin fines de lucro, muchas empresas y propietarios de la riqueza están fortaleciendo cada vez más sus brazos filantrópicos para ayudar a diversos sectores de la población – las personas con habilidades en estos sectores recibirán cada vez más beneficios a medida que más y más riqueza fluye en este sector. (Este fue también en gran medida la solución propuesta en 1995 en el bestseller de Jeremy Rifkin El fin del trabajo).

Desempleo Tecnológico | Entrevista a Andrés Delgado

Con una economía que se basa en un crecimiento infinito y en el intercambio de trabajo por dinero, nos aproximamos lentamente a un colapso sistémico, donde tenemos cada vez menos trabajo y más tiempo libre que no podemos intercambiar por dinero. La pregunta del millón es ¿Cómo haremos frente a esto como humanidad durante los próximos años?

Andrés Delgado, activista del Movimiento Zeitgeist, explora las diferentes implicaciones de lo que hoy se conoce como desempleo estructural o tecnológico y las posibles soluciones al mismo.

Más info:

http://jorgeandr3s.wordpress.com
http://desempleotecnologico.com
http://zeitgeistec.com

Renta Básica Universal: ¿Crisis de empleo o crisis de ingresos?

La Renta Básica es un ingreso pagado por el estado, como derecho de ciudadanía, a cada miembro de pleno derecho o residente de la sociedad incluso si no quiere trabajar de forma remunerada, sin tomar en consideración si es rico o pobre o, dicho de otra forma, independientemente de cuáles puedan ser las otras posibles fuentes de renta, y sin importar con quien conviva.

La Red Renta Básica inició su actividad a principios de 2001. Un buen número de personas que ya llevaban una década promoviendo la propuesta de la Renta Básica, con éste o con otro nombre, e investigando determinados aspectos de la misma, decidieron constituir la Asociación. En el artículo 4 de los Estatutos se dice que “constituyen los fines de esta Asociación la promoción y difusión de estudios y la investigación científica sobre la Renta Básica, para un mejor conocimiento de la propuesta y de su viabilidad”. La Red Renta Básica es sección oficial de la organización internacional Basic Income Earth Network (BIEN) desde la asamblea de ésta última realizada en Ginebra el 14 de septiembre de 2002.

A decir de aquellos involucrados en la organización la “Renta básica debe ser universal, individual, incondicional y suficiente para garantizar una existencia digna y participación en la sociedad. Es un nuevo derecho fundamental de la humanidad, no sólo puede erradicar la miseria, es también una manera de desarrollar fuera del mercado de trabajo orientado a: tales como artistas, padres y voluntarios. Pero también es una medida económica. Una renta básica para todos significa apoyar a las empresas locales y permitiría ejercer plenamente nuestra ciudadanía”.

Si apoyas esta solución puedes visitar http://basicincome2013.eu, puesto que justamente ahora se busca implementar en la Unión Europea.

New Economic Foundation vs. Desempleo tecnológico

No todo es malo respecto al fenómeno de desempleo tecnológico, las máquinas y los algoritmos nos permiten usar menos recursos materiales y energéticos, brindándonos mucho más rendimiento en los productos finales, es ecológicamente irresponsable y, en ocasiones, éticamente injusto no automatizar. Tomemos por ejemplo el caso de producción mundial de alimentos donde se estima que las mejores tecnologías usan un 1% de agua dulce respecto a la agricultura convencional, o en áreas como la salud donde se ha probado recientemente que las decisiones terapéuticas tomadas mediante inteligencia artificial mejoran los resultados en los usuarios y no con poco.

Si estamos dispuestos a dar un giro a las bases económicas que actualmente nos rigen, podemos sentirnos aliviados con ese tiempo libre que las máquinas nos otorgan. Por supuesto que no es nada agradable ver como la gente muere de hambre por no tener ingresos, pero qué tal si en lugar de eso compartimos nuestro tiempo de trabajo, acortando la jornada laboral.

Un grupo de economistas del think tank británico New Economics Foundation (NEF) ha recomendado avanzar hacia una semana laboral más corta, publicando un reporte que perfila las motivaciones y el plan general: “Una semana laboral ‘normal’ de 21 horas podría ayudar a abordar una serie de problemas urgentes e interrelacionados: exceso de trabajo, desempleo, consumo excesivo, altas emisiones de carbono, bajo bienestar, desigualdades consolidadas, así como la falta de tiempo para vivir de una forma sostenible, preocuparse por los demás, y simplemente disfrutar de la vida”.

Sus argumentaciones se basan en la premisa de que se debe reconocer y valorar tres economías y asegurarse de que funcionan:

  1. Proteger los recursos naturales del planeta
  2. Justicia social y bienestar para todo el mundo
  3. Una economía fuerte y próspera.

La sola reducción de la semana laboral podría ser contraproducente, como ya hemos visto en experimentos anteriores (Francia 2000-2008), se necesita de ciertos ajustes que vayan a la par. La gente necesita tiempo para adaptarse, por lo que debe haber un período de transición que dure unos pocos años, se deben cumplir una vida e ingresos justos, las normas sociales y las expectativas deben cambiar, sin mencionar la relación de género, pero sobre todo, la cultura general debe cambiar. La gente tiene que ver el mérito y la necesidad de un sistema diferente, para que ellos mismos lo demanden, en lugar de resistirse a él. Tal economía tendría el gran valor de ser resliente y adaptable. Hay muchas condiciones necesarias que se deben conseguir antes de que la semana laboral de 21 horas pueda ser puesta en práctica, y puedes explorarlas en el informe presentado en este enlace:

21 horas | Por qué una semana laboral más corta puede ayudarnos a todos a prosperar en el siglo XXI.

¡El DomiCóptero de Domino!

Un día, los pedidos nocturnos de pizza podrían ser transportados por aire directamente a tu puerta.

Durante la última década, la humanidad ha dado pasos prometedores hacia la utopía tecnológica planificada. Ahora podemos descargar cualquier forma de entretenimiento a través de conexiones inalámbricas, e incluso la realidad virtual parece estar a la vuelta de la esquina. Servicios de alimentación, como la entrega de pizza, sin embargo, no se han desarrollado en este siglo más allá de realizar su pedido en el asiento trasero de un coche. Afortunadamente, alguien en Domino Pizza ha pensado en una mejora de la fórmula tradicional de “pizza a casa.” Domino ha presentado “El DomiCóptero”, un octacóptero diseñado expresamente para volar la pizza directamente a tu puerta.

Aunque muy en la fase de prototipo, el DomiCóptero es perfectamente capaz de proporcionar dos grandes pizzas en un radio de cuatro millas en diez minutos, esquivando el tráfico potencial con poca dificultad. Este prototipo en particular fue operado por un piloto de avión no tripulado entrenado, pero también se podría implementar un sistema GPS automatizado para que se haga cargo del proceso. “En todo caso, fue más rápido que un chico que entrega pizzas”, dijo el fundador de T + Biscuit Tom Hatton. “Nos sorprendió lo fácil que iba a ser.”

Llevando la entrega de pizzas a nuevas alturas. 

Jeremy Rifkin habla sobre Desempleo Tecnológico

El desempleo tecnológico es un fenómeno del sistema monetario actual que ocurre cuando existen cambios en las tecnologías que se introducen en las empresas, por lo general maquinaria automatizada, lo que hace que los trabajadores actuales no estén capacitados para cumplir con las labores que las maquinarias realizan y así convertirse en obsoletos porque es imposible ser útiles por no poder acomodarse a la nueva tecnología implementada, con lo cual usualmente son despedidos o sus jornales se ven reducidos junto con su sueldo.
También se llama desempleo tecnológico a aquella situación coyuntural en la que no existen personas desempleadas que cumplan con las condiciones que requiere la utilización de tales tecnologías.
Esta asociado con la necesidad estructural de cualquier empresa de maximizar su ganancia reduciendo su costo al mínimo posible, pero manteniendo un nivel alto de producción. Por lo tanto la automatización de tareas es una forma de producir bienes de manera mas efectiva, rápida, eficiente y conveniente para los empleadores que pueden hacerlo.